Canal Once celebra su 60 aniversario

Un mariachi entró al Auditorio Alejo Peralta del Centro Cultural Jaime Torres Bodet y las palmas estallaron; le siguió un pastel y la fotografía oficial de quienes acudieron a celebrar el 60 aniversario de Canal Once, incluyendo a figuras como Cristina Pacheco, Javier Solórzano, Fernanda Tapia y Miguel Conde, quienes no perdieron la oportunidad de destacar lo que ha significado la televisora para la sociedad mexicana.

La conductora de Aquí nos tocó vivir evoca el 2 de marzo de 1959; afirma que le hubiera gustado estar en aquella primera transmisión, durante la cual el ingeniero Vianey Vergara Cedeño se colocó frente a la cámara para impartir una clase de matemáticas y, a partir de la cual, comenzó un crecimiento lento pero constante.

“De pronto se empezó a tener un nuevo ambiente, un nuevo medio de comunicación, se abrieron telones y vimos el paisaje de esta ciudad; no vimos actores, vimos seres de carne y hueso, hombres y mujeres que no tienen pedestales pero que son héroes de la vida cotidiana”, dice.

Reconoce que al principio eran mal vistos y hasta se dudaba que existieran como canal; pero lograron consolidar a un público que sigue fiel y que comparte el gusto con las nuevas generaciones. Ella lleva 40 años en el equipo y agradece que las instalaciones sean “cómicas” y las producciones sean como familias; para ella Canal Once es otra casa.

“Lo más valioso en nuestro canal son las personas; hay una complicidad por llevar a cabo un proyecto y mostrar los verdaderos rostros de México, informando, ayudando a conocernos los unos a los otros, la pantalla de Canal Once nos reconocernos, somos hermanos y tenemos un mismo fin: ayudar a contribuir a situación y que la vida sea mejor” , destaca.

Fernanda Tapia recuerda el nacimiento de Diálogos en confianza, con el que cree se da un giro al canal; también subraya que luego de un arranque difícil, la televisora comenzó a ganar premios tras premios y demostrar su importancia dentro de las señales en la Ciudad de México y el interior de la República. “Cabal Once hay para rato, ha habido muy buen Canal Once y habrá buen Canal Once”, sostiene.

Miguel Conde lleva 15 años siendo parte del Once, con producciones como La ruta del sabor y Viajar para contar; él se enamoró de la televisora desde que vivía en San Luis Potosí, no se perdía Mochila al hombro, un programa que considera emblemático por detonar la cultura de los programas de viaje en la televisión de México y el mundo.

“Todos los programa del canal son producciones que nos ayudan a entender a nuestro país y entendernos a nosotros mismos; relatan nuestra identidad, nuestros valores y nuestra riqueza, nos hacen sentirnos orgullosos de nuestro país, van a los corazones de la gente y son alimento para nuestra alma”, señala.

Javier Solórzano se enfoca en los contenidos informativos; menciona que siempre han tenido retos, sobre todo en cada cambio de sexenio y director, pero en los últimos años se han hecho muy buenas cosas y han logrado mantenerse como uno de los canales con mayor credibilidad en el país.

“Este país tiene un oriundo problema en el ejercicio de la expresión, hay muchos periodistas que son intimidados y agredidos, en el mejor de los casos. El mayor reto que viene ahora es mantener esos procesos de libertad y apertura, entender a la crítica como un proceso de democracia”, subraya.

Jimena Saldaña, quien deja hoy el cargo de directora del canal, aprovecha para destacar que se han consolidado como “un pilar de la televisión en México capaz de crecer a los tiempos que la sociedad demanda”; además, aplaudió que las nuevas generaciones sigan eligiendo su programación infantil, que es una de las pioneras en el país, y que los más grandes apuesten por sus programas de critica política y social.

Al evento también acudieron el secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma Barragán; el director general del Instituto Politécnico Nacional, Mario Alberto Rodríguez Casas; el diputado presidente de la Comisión de Cultura y Cinematografía de la Cámara de Diputados, Sergio Mayer, y otras personalidades de la esfera política y cultural de la ciudad de México, incluyendo a actores como Héctor Bonilla y Rafael Sánchez-Navarro. 

Fuente: Milenio