Repartidores de Apps de comida admiten dar “Probaditas” a sus pedidos

Una encuesta entre repartidores de comida por aplicación reveló que algunos de ellos suelen dar una “probadita” a los productos que deben entregar.

La distribuidora US Foods preguntó a 500 personas que trabajan en plataformas como Uber Eats, GrubHub, Postmates, Door Dash y otros sobre las acciones que realizan con sus pedidos.

Al menos 28 por ciento de los sujetos encuestados aceptó haber comido de los alimentos que debían llevar con un cliente y al  menos el 50 por ciento de ellos aseguró que lo hizo porque el olor de la comida los orilló a ello.

¿Y los usuarios?

La misma firma también encuestó a los usuarios de dichos servicios. En este caso, al menos mil 500 clientes que usan servicios de entrega de comida a domicilio fueron preguntados por la calidad de estos y al menos el 21 por ciento sospechó que su pedido fue manipulado durante el tiempo que salió del restaurante a su casa.

Para remediar la incertidumbre,  el 85 por ciento de los usuarios consideró que los establecimientos deberían colocar algún tipo de sello que muestre si el pedido fue alterado indebidamente por el repartidor.