Pareja coloca cámara espía para ver a su niñera desnuda

Nueva York.- Una pareja utilizó una cámara de vigilancia para espiar a su niñera cuando esta se duchaba y cambiaba en el baño de su residencia. 

La niñera, Vanessa Ríos, afirma que accedió a llevar a los niños a clases de natación siempre y cuando le permitieran usar el baño para bañarse al volver a casa. 

La pareja accedió y tras un año de trabajo, Rivas, logró ver una pequeña cámara escondida en el baño mientras se aseaba. 

Sorprendida por lo que había descubierto, sacó la tarjeta de memoria de la cámara sin avisar a su patrona, Lauren Seltzer, y fingió sentirse mal para poder huir de la residencia. 

La niñera tuvo que recurrir a terapia psicológica tras hacerse pública la noticia. Foto Pixabay

Una vez en su casa, Rivas pudo constatar lo que se imaginaba y descubrir que la tarjeta había sido colocada en la cámara 15 minutos antes de su llegada al trabajo, cuando Lauren Seltzer y los niños se encontraban solos en casa. 

Seltzer se dio cuenta que la tarjeta no se encontraba dentro de la cámara y compulsivamente llamó a Rivas 46 veces y envió 26 mensajes exigiendo la devolución de la memoria. 

La niñera renunció inmediatamente y su patrona amenazó con llamar a la policía si no devolvía la memoria, además, esparció chismes sobre Rivas a otras niñeras y padres de familia para que evitaran trabajar con ella o contratarla.  

Compañeras y otros padres de familia fueron engañados por la patrona de Rivas para que no la contrataran o trabajaran con ella. Foto Pixabay 

Esto causó que Rivas “perdiera todos sus negocios y buscara terapia por su experiencia traumática”, según sus palabras.

Ante estas medidas la niñera se presentó al departamento de policía local e interpuso una demanda contra la pareja de expatrones.