Llama Silvano Aureoles a un cierre de filas por Michoacán y por México

El gobernador Silvano Aureoles hizo un llamado a un cierre de filas que agrupe a todos los sectores políticos y sociales, no solamente por Michoacán, sino por México.

“Yo estoy cerrando filas con el Presidente de México, por México; les pido que nosotros cerremos filas por Michoacán”, convocó desde la sede del Congreso del Estado, al rendir su Cuarto Informe de Gobierno.

Destacó que hoy Michoacán necesita de la generosidad de sus diputados federales, para que el Presupuesto de Egresos de la Federación 2020 retome las prioridades estratégicas de la entidad.

“Hago votos para que las diferencias ideológicas, políticas y partidarias, legítimas todas, no sean un obstáculo más para que Michoacán salga adelante; al contrario, que nuestras diferencias se nutran de nuestra diversidad y que la coincidencia sea lo que nos una”, exhortó.

Aureoles conminó a que a los diferentes sectores a hablar bien de Michoacán.

“No pretendo que hablen bien de Silvano, sino de Michoacán”, atajó.

Y argumentó: “no puede ser que sigamos pensando que lo peor sucede aquí; no hagamos uso político de los problemas de nuestro Estado, mejor hagamos política para resolver esos problemas”.

Hizo votos para que, en los próximos dos años, todos ayuden a consolidar un mejor Michoacán sin importar quién gobierna, qué persona o qué partido.

“Las circunstancias nos obligan a no titubear y cerrar filas”, expresó el único gobernador perredista en el mapa político nacional.

Aureoles afirmó que Michoacán es hoy ejemplo nacional en diferentes rubros, siendo el estado que más redujo la pobreza a nivel nacional y logró que el ingreso de las familias creciera 13 por ciento.

Además de que el turismo está de regreso en la entidad, en niveles que no se veían desde 2007, y se lograron inversiones sin precedentes en infraestructura educativa, de salud y de seguridad pública.

Afirmó que uno de los mayores desafíos fue poner en funcionamiento un estado que encontró en bancarrota y con graves rezagos en áreas estratégicas como salud y seguridad.

“No se trata de justificar ni de repartir culpas o quejarse, sino de dialogar y explicar para seguir construyendo las soluciones que Michoacán nos demanda”, convocó.

El mandatario estatal reconoció que todavía no hay procesos concluidos, “ni podemos echar campanas al vuelo, sin embargo, al margen de triunfalismos, al margen de disputas partidarias, afirmo que en estos cuatro años hemos venido haciendo lo que se requería en finanzas, educación, seguridad y salud”.