Antonia Ibarra era una joven de 21 años a quien Martín Pradenas violó el 18 de septiembre de 2019, en el sur de Chile; en un alojamiento turístico de Pucón. Sin embargo, a la víctima nadie le creyó y se terminó suicidando.

La joven viajaba junto a sus amigos y durante una reunión en la que tomó, su violador la arrastró; al despertar notó que el sujeto estaba encima de ella, por lo que decidió vestirse e irse pues se trataba de algo NO consensuado.

Ibarra denunció a su violador, Martín Pradenas; un sujeto de 28 años; sin embargo, juez en el caso sólo le dictó arresto domiciliario y no prisión preventiva.

Al atacante le concedieron quedarse en su casa, mientras que Antonia recibió toda clase de críticas, comentarios fuera de tono, hasta de su entonces pareja quien le dijo “repugnante”, “cerda de mierda”, después de eso la joven se quitó la vida.

A pesar de que este caso ocurrió el año pasado, en Chile se están manifestando para exigir justicia por la joven a la que hasta la fecha no le han hecho justicia. Las asociaciones incluso acusan que a Antonia Ibarra la han revictimizado, criticado y culpado de los hechos ocurridos.

“Sólo veo una pareja” Dijo juez en el caso

Durante el juicio, el encargado de impartir justicia explicó que no le dieron prisión al presunto violador porque según él “no había pruebas suficientes que evidenciaran el delito”.

“Yo solo veo a una pareja caminando”, mencionó el juez después de transmitir un video en el que se le ve a la víctima y al presunto violador caminando juntos.

Hay que destacar que Martín Pradenas tiene poco más de cinco acusaciones de violación y abuso sexual a otras jóvenes además de Antonia Ibarra.

Aquí el VIDEO del que hablaba el juez:

View this post on Instagram

Antonia barra, 21 años, 18 de septiembre de 2019, salió a bailar, la arrastraron hasta una cabaña, la violaron, no le creyeron, la insultaron, se suicidó un mes después. Martin Pradenas la ARRASTRÓ hasta una cabaña mientras estaba alcoholizada, la violó. Habló semanas después por miedo, su ex pareja solo se digno a decirle "repugnante", "cerda de mierda", grabó todo lo que le dijo y lo publicó. Al otro día Antonia se suicidó. En junio el juez ORDENÓ a la familia que borrarán información o publicaciones que referenciara que Martin Pradenas ES UN VIOLADOR. Llegaron 5 nuevas denuncias de violaciones sexuales para Pradenas y se desestimaron 2 de los casos porque fueron hace más de 5 años y los otros 3 por “""No contar con antecedentes para configurar los casos”"". Recién Ayer (miércoles) le dieron arresto domiciliario. Él se sigue declarando inocente. Su abogado sigue fundamentando que en el video el no la está arrastrando, secuestrando y obligando a ir con él. Taparon todo. Taparon los 6 casos de violación. Taparon las palabras de Antonia. Taparon la verdad, la callaron, el miedo, la vergüenza y el asco que era propio de ustedes, lo hicieron de ella. Mataron a una más, le cagaron la vida. Justicia por vos Antonia, justicia por tu vida, justicia porque saliste a divertirte y un hijo de puta te cago la vida, justicia porque no estás acá para ver que estamos con vos y espero que desde el mas allá, desde donde sea que estés, puedas ver todo el apoyo y todas las voces que junto a la tuya piden justicia. #justiciaparaantonia💜 #antoniabarra #martinpradenasviolador #somostuvoz #somostuvozantonia #chile #femicidio #justiciaparatodas #violenciapsicologica #alertamorada #martinpradenas #temuco #patriarcado #estadosilencioso #estadoopresor #niunamenos #justiciasocial

A post shared by Rocío (@rociocontilde_71) on