Varias jugadoras como Estafanía Fuentes, Norma Palafox y Kenti Robles, mostraron su respaldo a la mediocampista del América.

México.- Lamentablemente, algunos medios y publicaciones insisten en sexualizar a las futbolistas que integran los distintos planteles de la Liga MX Femenil. La víctima más reciente de este deleznable comportamiento fue Jennifer Muñoz, mediocampista del América.

En una página del diario Cancha, Jennifer Muñoz fue calificada de manera sexista como “un Águila sensual”. Aunado a esto, las fotografías que acompañaron la publicación no resaltaron sus cualidades deportivas, sino únicamente su aspecto físico.

La mediocampista de 23 años decidió responder a tal publicación en su cuenta de Twitter, donde descartó ser “un águila sensual”, ya que más bien es una futbolista “con una INCREÍBLE fortaleza”, que milita para “el club más grande de México”.

Encuentra sororidad en sus colegas

Como era de esperarse, sus fans y varias jugadoras respaldaron a Jennifer Muñoz, quien, cabe señalar, llegó al América para el torneo Apertura 2019. Desde entonces, registra tres goles y más de 2 mil minutos sobre el terreno de juego.

Una de las futbolistas que mostró su sororidad con la jugadora fue su excompañera Estefanía Fuentes, actual defensora del Sassuolo de Italia, pues afirmó que “la carrera futbolística de Jennifer y de todas las jugadoras tiene un propósito más grande que su sensualidad”.

Por su parte, jugadoras como Normal Palafox, que en su momento denunció haber sido víctima de acoso, aplaudió la publicación de Muñoz. De igual modo, Kenti Robles, mexicana del Atlético de Madrid, hizo lo propio en Twitter.

Respuesta refleja el hartazgo de las jugadoras

Cabe señalar que hace unas semanas, la propia Estefanía Fuentes cuestionó que los patrocinadores estén guiados por políticas sexistas, pues, señaló, no se fijan en los logros deportivos sino en el físico.

Al respecto, en entrevista con La Jornada, Claudia Pedraza, especialista en temas de género y deporte, explicó que “es lamentable que algunos medios recurran a la sexualización de las atletas para vender información referida al deporte femenil”.

Asimismo, estimó que la publicación de Jennifer Muñoz y el apoyo recibido por sus colegas refleja el nivel de “hartazgo de las jugadoras por este tipo de imaginarios, ya que para algunas genera incomodidad y enojo”.