Qué debes tener en una mochila de emergencia ante sismos

Ante un escenario de desastre, tú y tu familia tienen que estar preparados, pues no se sabe sien caso de que tengan la necesidad de  que evacuar su inmueble. Para esos casos, es importante tengas preparada tu mochila de emergencia.

Cómo hacer tu mochila de emergencia

Ahora bien ¿qué tipo de mochila?, ¿qué debe llevar? aunque puedes utilizar cualquiera, es recomendable que sea impermeable, con costuras reforzadas y que se pueda llevar dejando libres los brazos, y de su contenido, la respuesta fácil es todos los artículos que te permitan atender las necesidades básicas.

De acuerdo con la Secretaria de Gobernación y Protección Civil, se sugiere se empaquen los siguientes:

  • Linterna. Con pilas, en caso de desastres es probable que se dañen las instalaciones de luz.
  • Radio AM/FM. Con pilas y otras de repuesto o de carga por dínamo. El propósito es mantenerte informado de los comunicados y alertas oficiales.
  • Agua. Natural y purificada en envase de plástico.
  • Alimentos. No perecederos, ya sean en lata o en empaques ligeros, sin envases de vidrio, fácil de abrir.
  • Ropa. Cobija, chamarra o suéter.
  • Encendedor o cerillos.
  • Papel de baño y toallitas húmedas.
  • Silbato. Tiene el propósito de hacer llamados de atención o de auxilio. Es de mucha ayuda en caso de estar en riesgo.

Y no olvides los documentos

Guarda en una bolsa hermética todos aquellos que consideres importantes y necesarios, como por ejemplo: acta de nacimiento, comprobante de domicilio, identificación oficial, etc. De ser posible, escanéalos y guárdalos en una USB.

Recuerda las llaves

Un duplicado de acceso, por ejemplo: de casa, coche y oficina o negocio.

Botiquín de primeros auxilios. Elementos básicos para atender de primera mano emergencias médicas menores.

Mochila de emergencia

Money para la emergencia

En efectivo, pues en situaciones de emergencia podrían estar suspendidos temporalmente los servicios bancarios.

Directorio telefónico. Datos de servicios de emergencia, familiares y amigos.

Toma en cuenta también…

Al preparar la mochila, toma en cuenta las necesidades urgentes de cada uno de los integrantes de tu familia.

En caso de que se tengas niños pequeños incluye: pañales, y alimentos para ellos; si se tienen mascotas, también considera sus raciones y para los adultos mayores sus medicamentos.  Guarda porciones, por lo menos, para brindarte auxilio las primeras 72 horas después del desastre, mientras llega la ayuda.

La mochila, no sólo tiene que estar lista para cualquier emergencia, sino estar visible y al alcance de toda la familia. Es importante queque evites utilizarla para otros fines. A continuación te decimos los elementos básicos para conformar tu botiquín de primeros auxilios.

Botiquín de primeros auxilios.

El botiquín es un recurso básico en el cual nos podemos apoyar para prestar una atención de primera necesidad de salud. Está integrado por  materiales, equipo y medicamentos necesarios para dar los primeros auxilios a una persona que ha sufrido un accidente o una enfermedad repentina. De acuerdo con la NOM-005-STPS-1998, “Relativa a las condiciones de seguridad e higiene en los centros de trabajo para el manejo, transporte y almacenamiento de sustancias químicas peligrosas”, su contenido se clasifica de la siguiente manera:

  • Material seco
  • Material líquido
  • Instrumental
  • Medicamentos
  • Material complementario

Existen diferentes tipos de botiquines, pues la cantidad y selección de productos está en función del lugar en que se encuentre: escuela, oficina, casa, etc., o del tipo de actividad que se desarrolle. Se distingue no sólo por la imagen de una cruz roja en su exterior, sino que se caracteriza también por su fácil transportación y accesibilidad, pues no debe tener candados o dispositivos que dificulten el acceso a su contenido.

Se recomienda ubicarlo en un lugar, visible, fresco y seco. El instrumental debe mantenerse siempre limpio, los frascos bien cerrados (de preferencia de plástico) y estar al pendiente de que estén vigentes. Es importante tener al menos uno, sobre todo en los lugares en donde haya concentración de personas o factores de riesgos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *