Rusos Reciben la Epifanía Ortodoxa con Baños Helados

Share

En las provincias ucranianas de Donetsk y Lugansk, anexionadas por Rusia en septiembre pasado, algunas ciudades se abstuvieron debido al peligro de bombardeos


Cientos de miles de rusos se bañaron este jueves en aguas heladas de lagos, ríos y estanques de Rusia para celebrar el Bautismo de Cristo, una de las festividades más importantes de la Iglesia ortodoxa, en medio de temperaturas inusualmente elevadas en algunas partes del país para esta época del año.

Según Andréi Pechenin, representante del Ministerio de Emergencias encargado de la navegación de bajo calado, las autoridades rusas calculan que más de 1.58 millones de personas participen en esta celebración a lo largo del día, para lo que se habilitaron 3 mil 321 lugares para el baño.

Muchos de los pozos, abiertos en el hielo, tienen forma de cruz para subrayar el carácter religioso de los baños.

Rusos reciben la Epifanía ortodoxa con baños helados

Feligreses de la Iglesia Ortodoxa celebran el bautismo de Cristo. Foto: Reuters

Sólo en la región de Moscú, unas 100 mil personas ya se sometieron al rito por la noche en 224 lugares instalados para ello, indicó a la agencia oficial RIA Nóvosti la oficina regional del Ministerio de Emergencias.

En la capital, los termómetros mostraban por la noche y durante la mañana de este jueves dos grados sobre cero, cuando lo habitual es una temperatura de entre 10 y 15 grados bajo cero en esta época del año.

Rusos se bañaron en aguas heladas de estanques

Algunos acudieron a estanques para recibir el baño helado. Foto: Reuters

Rusos de las más diversas edades acuden a estos lugares: siguiendo las tradiciones, se sumergen tres veces en el agua helada, persignándose antes de cada zambullida.

Ello ha obligado a Emergencias a alertar a los rusos sobre los riesgos vinculados a la ruptura del hielo durante esta ceremonia.

Persignándose antes de cada zambullida.

Antes de sumergirse tres veces en el agua helada se persignan. Foto: Reuters

El Instituto de Investigaciones de Defensa Civil y Emergencias señaló:

El deshielo de fines de año pasado y de los primeros diez días de enero ha afectado la capa de hielo en algunos ríos y estanques. La nueva capa de hielo conformada por los fríos en algunas regiones no es lo suficientemente sólida como para que la gente camine por ella

Esto incrementa los riesgos de que se rompa el hielo y los participantes en la celebración caigan a las aguas heladas.

Tradicionalmente, todos los lugares abiertos para los baños bautismales por las autoridades están equipados con escaleras de madera para evitar resbalones y tiendas de campaña donde se distribuye té y hacen guardias efectivos sanitarios.

Habilitan estanques para realizar los baños helados

Para evitar accidentes, habilitan escaleras en los estanques. Foto: Reuters

Para garantizar la seguridad de los feligreses en las ceremonias, Emergencias destinó 10 mil 600 rescatistas, que contaron con el apoyo de mil 799 equipos especializados, incluyendo más de 50 barcos y naves sobre colchón de aire, informó Pechenin.

Además, más de 32 mil agentes de seguridad velaron por el orden durante las actividades religiosas, agregó.

Aunque la mayoría de las regiones rusas se prepararon para la Epifanía, en las provincias ucranianas de Donetsk y Lugansk, anexionadas por Rusia en septiembre pasado, algunas ciudades se abstuvieron debido al peligro de bombardeos.

Bajaron los termómetros notablemente

Los termómetros marcaban dos grados sobre cero el día de la celebración. Foto: Reuters

Los representantes de las localidades de Donetsk, Yasinovata y Gorlovka, anunciaron que este año no celebrarían la Epifanía, mientras que en la localidad de Pervomaisk, en Lugansk, no se llevarían a cabo actividades masivas, aunque sí apoyarían a quienes desearan, a modo individual, darse baños helados.

Para muchos rusos estos baños son una importante celebración social y religiosa, y consideran que este rito les ayuda a fortalecer el cuerpo, el espíritu y mejorar su salud. Pero debemos recordar que los cánones eclesiásticos no obligan a la gente a sumergirse en el agua helada, y los pecados se limpian con la confesión sincera y el arrepentimiento